San Felices, un pueblo por descubrir

Me imagino que conocéis donde se encuentra el pueblo de San Felices, a unos kilómetros de Fiscal (pertenece a su ayuntamiento).
Es más listo que el herrero de San Felices

La Coctelera: M I R A D A S – El herrero de San Felices.:
“El herrero de San Felices estaba harto del trabajo tan duro que debía realizar, sin descanso, todos los días de la semana, para a fin de cuentas vivir en la pobreza, sin apenas nada que llevarse al plato. Quería enriquecerse a toda costa, así que decidió invocar al diablo, que acudió inmediatamente a su encuentro. Al diablo le gustan las doncellas puras y los esforzados mozos, pues, según él mismo dice, ‘a los demás ya los llevo en el zurrón’.

A cambio de riquezas y deseos satisfechos, el robusto herrero entregaría su alma al diablo en el mismo momento de su muerte.

La gente del pueblo no podía comprender cómo el herrero se había enriquecido de la noche a la mañana, y no faltaron mil habladurías que al hombre dejaban impasible.

Pero pasaron los años y la hora fue llegada. Y el diablo se presentó dispuesto a que el hombre cumpliera su parte del trato, puesto que él bien había cumplido la suya.

El herrero pidió un último favor al diablo. Éste imaginaba la angustia que estaría sufriendo por dentro, al verse para siempre condenado en el infierno, de modo que se mostró dispuesto a concederle el deseo, siempre que no fuera dejar de morirse o no entregarle el alma.

El angustiado herrero pidió como último favor que le permitiera escoger la forma en que iba a morir. No vio inconveniente en ello el diablo, pues lo que quería era su alma y poco le importaba cómo ésta abandonara el cuerpo. De modo que, demonio pero caballero, le concedió este último deseo.

Y el viejo somarda aragonés, sabiendo que el demonio siempre cumple la palabra dada, dijo mirándole muy fijamente a los ojos: ‘Quiero morir de sobreparto’.

Y, una vez más, se esfumó en el acto el diablo burlado, por no poder cumplir lo acordado.
(Versión propia sobre la leyenda recogida por Luis López Allué en ‘Alma montañesa’.)”

Print Friendly

Comentarios

San Felices, un pueblo por descubrir — 1 comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *